Trabajos‎ > ‎Exposición Virtual‎ > ‎

Rhododendron ferrugineum

publicado a la‎(s)‎ 5 nov. 2011 4:05 por Manuel Bernal Galvez   [ actualizado el 8 nov. 2011 7:25 ]
Bella azalea de montaña que gusta de terrenos silíceos o muy decalcificados, en bosque de pino negro y abetal,  y que en invierno la cubra una importante capa de nieve que la resguarde de las heladas.

Arbusto enmarañado que conforme gana altura lo encontramos ya como individuos dispersos.  De llamativas flores rosas, a las que debe su nombre: “rhodon” rosado y “dendron” árbol (por la forma que adquieren algunos ejemplares). Si miras con atención cuando camines junto a la carretera de la Besurta podrás encontar algún ejemplar de flores blancas.  El nombre específico lo tiene por el aspecto de herrumbre que le dan los pelos en el envés de las hojas.

Empleada para combatir el reumatismo y para curar las heridas de los animales, a pesar de ser moderadamente tóxica tanto para unos como para los otros.

Conocida ya en la antigüedad, Jenofonte, hablando de la retirada de los persas – en el libro IV del anabasis- cuenta que muchos soldados se enveneraron por haber comido miel recogida de colmenas próximas a arbustos floridos que algunos identificaron como rododendros.

No es rara una segunda floración del rododendro en otoño que normalmente indica que la nieve se retrasará ese año
Comments